Avance en derechos humanos

Postulantes trans podrán rendir la PSU con su nombre social

La iniciativa tiene como objetivo reconocer a cada ciudadano el derecho a expresar la identidad de género propia y disminuir factores de estrés adicional que puedan interferir en la aplicación de este examen. Esta medida se suma a la reciente aprobación del uso de nombre social para estudiantes trans de la U. de Chile y será implementada por el Departamento de Evaluación, Medición y Registro Educacional (DEMRE).

Compartir:

Las y los postulantes trans que rindan la Prueba de Selección Universitaria (PSU), programada para el próximo 26 y 27 de noviembre, podrán utilizar su nombre social en este proceso. Así lo establece una disposición que implementará a partir de este año el Departamento de Evaluación, Medición y Registro Educacional (DEMRE) de la U. de Chile, organismo a cargo del diseño y la aplicación de esta evaluación en el marco del Sistema Único de Admisión a las universidades.

La iniciativa fue impulsada en atención a los principios orientadores del reconocimiento y protección de la identidad de género. Para ello el DEMRE incluirá en la ficha de inscripción a la PSU una pregunta para que el/la postulante indique si en razón de la identidad de género, tiene un nombre social distinto a su nombre legal.

“Nos parece de suma importancia la implementación de esta medida para que, quienes rinden la PSU, lo hagan con pleno reconocimiento del derecho de expresar su identidad de género y que no se encuentren con el obstáculo de ser llamados a la sala de rendición por un nombre con el cual no se identifican”, señaló la abogada y fiscal de esta unidad, Daniela Montecino. Esta decisión se implementa a causa de que el año pasado se recibieron algunas solicitudes, “las que fueron acogidas, pero no era un procedimiento formal, universal e informado”, agregó.

Leonor Varas, directora del DEMRE, explicó que esta medida, junto a otras que buscan hacerse cargo de quienes manejan otros idiomas, como los inmigrantes o quienes sufren alguna discapacidad, pretende "disminuir los factores que en una situación estresante como la rendición de la PSU pueden aumentar la tensión, siendo un factor de interferencia en la medición de conocimientos y habilidades que estamos realizando", como -por ejemplo- el ser reconocidos por un nombre diferente al que corresponde a su identidad de género.

Este nuevo avance en materia de derechos humanos surgió tanto por el compromiso de la Universidad de Chile con el reconocimiento de los derechos de todos los postulantes, como por la solicitud explícita realizada por estudiantes trans el año pasado. "Cuando consultamos en el proceso de postulación 2018 respecto a discapacidad, hubo quienes dijeron que aprovechando la oportunidad, y sin tener una discapacidad, solicitaron que a futuro se corrigiera esta situación. Esa fue la primera motivación que tuvimos para tomar esta resolución", explicó Varas.

Para hacer uso de este derecho, durante la inscripción a la PSU (que comienza el 4 de junio), las personas interesadas deberán responder si coincide su género con el que le asignaron al nacer, es decir, el que está consignado en su cédula de identidad. En caso de no coincidir, deberá señalar el nombre por el cual se le reconoce, de manera que durante la rendición del examen pueda ser llamado a su sala de rendición por su nombre social.

Así, en la lista de llamado a la sala en la que les corresponderá rendir la prueba figurará el nombre social, mientras que el legal seguirá figurando en los documentos oficiales y en el sistema para efectos de inscripción, entrega de puntajes, selección y matrículas, hasta que se realice el cambio de la partida de nacimiento de acuerdo a la ley 17.344.

U. de Chile aprobó uso de nombre social para estudiantes trans

A finales del mes de abril, además, la Contraloría Universitaria cursó dos resoluciones dictadas en marzo de este año por el Rector de la Universidad de Chile, Ennio Vivaldi, en la que se ordena la utilización del nombre social de dos estudiantes transgénero que cursan programas en las facultades de Derecho y Ciencias Sociales.

A partir de la dictación de esta medida, ya revisada la legalidad de los dos primeros casos por la Contraloría Universitaria, Rectoría enviará una circular a todas las autoridades universitarias informando del procedimiento estandarizado para que cada estudiante transgénero pueda pedir que se ocupe su nombre social para efectos internos en los registros, documentación y comunicaciones verbales y escritas de la Universidad de Chile, tanto en ámbitos curriculares como extracurriculares.

La decisión adoptada por la Rectoría se dió en un contexto marcado por los esfuerzos que han puesto sobre el tapete la lucha contra la discriminación de género en la Universidad. Esto se ha traducido en una serie de medidas impulsadas por la hoy Dirección de Igualdad de Género (anterior Oficina de Igualdad de Oportunidades de Género) que, con una activa participación de los y las estudiantes de nuestro plantel, han llevado adelante importantes avances en esta materia, como son la Política para prevenir el acoso sexual, el Protocolo de actuación ante denuncias de esta especie y el pre y postnatal estudiantil.

Este nuevo avance en derechos humanos surgió tanto por el compromiso de la U. de Chile con el reconocimiento de los derechos de los postulantes, como por la solicitud de estudiantes trans.
El DEMRE incluirá en la ficha de inscripción a la PSU una pregunta para que el/la postulante indique si en razón de la identidad de género, tiene un nombre social distinto a su nombre legal.
Esta medida se suma a la reciente aprobación del uso de nombre social para estudiantes trans de la U. de Chile
Compartir:
http://uchile.cl/c143923
Copiar